Saltar al contenido

Probamos Nioxin Color Lock, para los que quieren teñirse sin destrozarse el pelo por el camino

marzo 23, 2018


Con tantísimas tendencias molonas en cuanto a tintes de pelo es imposible no caer. Sin embargo, muchas de ellas están basadas en tonos fantasía que en seguida desaparecen. Los rosas, rojos, azules, morados y demás tonos arcoíris que tanto triunfan en Instagram están preciosos al salir de la peluquería, pero tras unos pocos lavados se quedan apagados y pierden potencia. Para evitarlo hemos probado Nioxin Color Lock, un sellador de color que promete fijarlo más tiempo.

Según la propia firma cosmética, «Nioxin Color Lock sella las cutículas y bloquea los pigmentos de color en el cabello, inmediatamente después del proceso de coloración.» De esta forma impide que el tinte se caiga con los lavados, permitiendo que dure mucho más tiempo del que lo haría si las cutículas estuvieran abiertas y permitieran liberar el color. Nosotros lo hemos probado sobre un pelo recién teñido y estas son nuestras impresiones.

nioxin color lock review probamos

Comencemos hablando de su packaging y textura, que son lo primero que nos llama la atención de este nuevo producto de la firma. Color Lock pertenece a la línea 3D Expert de Nioxin y cuenta con una presentación muy farmacéutica y profesional ya que está especialmente dirigido a su uso en salones y peluquerías (aunque se puede comprar para uso particular por 27 euros en Amazon).

En cuanto a su textura, Color Lock es una espuma consistente y esponjosa que facilita su aplicación de raíz a puntas, extendiéndose de forma cremosa y fresca sin sensación de pesadez. Lo mismo ocurre con su olor, que lejos de tener un aroma químico y penetrante como muchos productos dirigidos a la coloración, este es fresco y ligero, haciendo más apetecible su aplicación.

nioxin color lock review probamos

Su funcionamiento es muy sencillo. Solo hay que aplicarlo después de retirar todos los restos de color y antes de realizar cualquier lavado de pelo. Échalo de raíces a puntas de forma uniforme, masajeándolo para que penetre bien en el cabello y dejándolo actuar durante unos 5 minutos. Termina aclarándolo con abundante agua tibia, hasta sentir que no quedan restos del producto en la melena.

El resultado es bastante notable. No solo ha mantenido el color fijo durante un período de tiempo más largo (he pasado de un par de semanas a más de un mes con un rojo fantasía fijo). También hemos podido notar como el pelo se debilita menos y las puntas se secan en menor medida.